Causas de la retención de líquidos

¿Por qué se produce la retención de líquidos?

La retención de líquidos puede originarse por varios factores y es fundamental conocerlos todos a fondo para poder combatir el problema de raíz. No es una tarea fácil, pero con ciertas pautas se puede mejorar bastante.

¿Has engordado sin darte cuenta comiendo lo mismo? Probablemente se deba a la dichosa retención de líquidos que se trata de “una acumulación excesiva de líquido en los tejidos corporales”. Este problema puede deberse a una causa patológica o bien causada por malos hábitos que pueden llegar a derivar en la obesidad. Las afecciones patológicas suelen ser la mala circulación y el mal funcionamiento del sistema hepático o renal. Ante estos casos lo recomendable es ser tratado por el médico especialista.

Por otro lado, hay causas no patológicas como son la dilatación de las venas en los meses calurosos y, sobre todo, la mala alimentación unida al sedentarismo.

Retención de líquidos

¿Qué notamos si padecemos de retención de líquidos?

– Aumento de peso sin motivo alguno y sin posibilidad de controlarlo.
– Hinchazón en piernas y tobillos.
– Aumento localizado, por ejemplo, en la zona abdominal.
– Disminución de la micción. Se orina mucho menos de lo habitual.

La alimentación es una de las piedras angulares para controlar y reducir la retención de líquidos si ésta no es patológica. Sería recomendable tener en cuenta las siguientes pautas:

– Cuidado con los lácteos. Fomentan la retención de líquidos por su alto contenido en sodio. Su consumo debe de ser moderado y a ser posible optar por sus variedades en bajo contenido en sal.
– Reducir el consumo de las conservas, ahumados, embutidos y patés.
– Eliminar de la dieta snacks salados como son las patatas fritas, galletas saladas, etc.
– Nada de salsas como ketchup, mostaza y mayonesa. Suelen contener mucha sal al igual que los platos precocinados. Mantenlos bien lejos.

La idea es reducir en especial el consumo de sodio y optar por alimentos más saludables como son las frutas, verduras y el pescado y carnes frescas. Practicar ejercicio moderado para activar la circulación también es indispensable si se desea reducir la retención de líquidos. Otras medidas serían:

– Optar por ropa holgada, ya que la ajustada perjudica la correcta circulación de la sangre.
– ¡Cómo no! Aunque parezca que no, es necesario beber mucha agua e infusiones con propiedades diuréticas como la de café verde con jengibre.
– Fuera el tabaco y el alcohol.
– Moverse lo máximo posible. Evitar estar tumbado en el sofá o sentado muchas horas.

¡QUE NO TE PILLE EL TORO! Ponte a tono en primavera
Operación bikini: las peores cosas que puedes hacer para adelgazar

Leave your comment

Información sobre protección de datos

  • OBELISCO TG 2005 S.L
  • Responsable:Fin del tratamiento: Controlar el spam, gestión de comentarios
  • Legitimación: Tu consentimiento
  • Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  • Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad, olvido.
  • Contacto: info@comprarcafeverde.es.
  • Información adicional: Más información en nuestra política de privacidad.

Abrir chat
¿Necesitas ayuda?